El procedimiento Acredita -o procedimiento de evaluación y acreditación de competencias profesionales- permite a trabajadores y trabajadoras acreditar oficialmente aquellas competencias profesionales que han adquirido fuera de los sistemas formales de aprendizaje de modo que puedan ver reconocida su cualificación profesional independientemente del modo en que ésta haya sido adquirida.

Así, el objetivo de este procedimiento es la acreditación parcial acumulable de aquellas Unidades de Competencia que componen las cualificaciones profesionales (y que están incluidas en los certificados de profesionalidad y en títulos de Formación Profesional).

Existen varios supuestos en los que puede presentarse a una convocatoria de acreditación de competencias profesionales relacionada con su actividad:

1.- Si ha adquirido sus conocimientos profesionales desarrollando una actividad laboral y no tiene titulación, las Administraciones convocan periódicamente procedimientos de evaluación y acreditación de competencias profesionales en los que se puede obtener, tras unas pruebas concretas, una acreditación con validez en todo el territorio nacional y orientaciones sobre cómo cursando una formación complementaria, podrá poder obtener el título de Formación Profesional o el Certificado de Profesionalidad.
2.- Si ha abandonado sus estudios para incorporarse al mundo laboral y ha aprendido su profesión en su puesto de trabajo.
3.- Si ha adquirido competencias profesionales desempeñando tareas de voluntariado o como becario.
4.- Si a lo largo de su vida ha realizado actividades no remuneradas que le han permitido adquirir competencias del mundo laboral y se ha formado por vías no formales.

Inscripción en el procedimiento
En esta parte del procedimiento se recogen las solicitudes de los aspirantes. Si en la convocatoria autonómica se ha establecido un número máximo de participantes, se aplicará un baremo a efectos de seleccionar las personas que podrán pasar al procedimiento.

Instrucción del procedimiento
Una vez el participante se ha inscrito, se inicia propiamente el procedimiento, que se desarrolla en las siguientes tres fases: asesoramiento, evaluación y acreditación

1ª Fase: Asesoramiento
Se revisa la documentación aportada (historial profesional y formativo del candidato) y, un asesor le ayudará a completarlo si es necesario.
Se emitirá un informe orientativo con la valoración del asesor sobre la conveniencia de que el candidato continúe hacia la 2ª fase: Evaluación.
El candidato podrá decidir si quieres pasar o no a la fase de evaluación, teniendo en cuenta el informe del asesor.

2ª Fase: Evaluación:
Se revisa de manera pormenorizada la documentación sobre el historial profesional y formativo que el candidato ha aportado.
Se le pedirá que demuestre aquellas competencias profesionales que no hayan quedado suficientemente justificadas. Por ejemplo, se le puede pedir que realice una demostración práctica en una situación similar a su puesto de trabajo.

3ª Fase: Acreditación y registro:
Si la evaluación es superada positivamente, el candidato obtendrá una acreditación de cada una de las unidades de competencia correspondientes a una o varias cualificaciones profesionales que haya demostrado. Todas estas acreditaciones quedarán inscritas en un Registro del Servicio Público de Empleo.
Al finalizar el procedimiento, todos los participantes recibirán un plan de formación elaborado por la comisión de evaluación correspondiente con orientaciones sobre la formación complementaria que, si desea continuar con su formación, deberían cursar para la obtención de un título oficial, el título de Formación Profesional o el Certificado de Profesionalidad.

Nuestra empresa cuenta con un servicio de consultoría, para la preparación y presentación de toda la documentación de la convocatoria. Contacte con nosotros para más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *